ESTAMOS ADAPTANDO LA WEB SOLO PARA CLIENTES PROFESIONALES. NO PODEMOS ATENDER CLIENTES PARTICULARES. DISCULPEN LAS MOLESTIAS. GRACIAS.

SAL DE AÑANA

La Sal de Añana se produce en el Valle Salado de Añana, en la provincia de Álava, en unas instalaciones antiquísimas que se están recuperando para optimizar la producción de la sal mineral a la vez que para recuperar paisajística y arquitectónicamente esta explotación de sal, la más grande, productiva y antigua de Europa, de la que ya se tienen referencias históricas en tiempos del Imperio Romano. Posteriormente cobró una gran importancia en la Edad Media.

A diferencia de las salinas marinas, que extraen la sal del agua salada del mar, las salinas de este tipo de sal la extraen de grandes yacimientos minerales que empezaron a crearse hace más de 200 millones de años.

Pero, al contrario de lo que podría parecer al hablar de grandes yacimientos subterráneos, las sales de Añana no se extraen con técnicas mineras, con las que no se obtendría sal pura, sino que, al igual que en las salinas marinas, también aquí la sal se obtiene por evaporación, en este caso del agua fuertemente salada que fluye de varios manantiales del Valle, que se originan a partir de las correntías de agua de lluvia al pasar por las rocas de sal.

Este proceso hace que la Sal de Añana sea una sal purísima y con todos sus componentes minerales, una sal desde antiguo apreciada y reconocida con múltiples premios y distinciones por su eximia calidad.

Leer más

Existen 9 productos.